4 ago. 2009

Captiva Xtreme y Linea 2009



Con más de 1.900 unidades comercializadas desde su lanzamiento, la Captiva línea 2009 viene equipada con dos motorizaciones: una naftera de 2.4 L que entrega 136 CV a 5.000 rpm y una Diesel 2.0L VCDI 16 válvulas de 150 CV a 4.000 rpm que ahora incorpora una caja secuencial de 5 velocidades.


A la hora de los cambios, esta edición Limitada Xtreme de 50 unidades incorpora una nueva grilla frontal y protector de faros antiniebla, estribos laterales, moldura de faros, tapa de espejos cromadas, barras portaequipaje, nueva armonía interior en panel y puertas e identificación con logo Xtreme.

Ahora, pasando a la línea 2009 en particular, la firma unificó el equipamiento en sus versiones LT tanto en la motorización nafta como Diesel. La primera añade control de radio incorporado al volante, computadora de abordo, climatizador automático, tapizado de cuero ecológico combinado con tela y tapizado totalmente de cuero para la versión LTZ. Además, ahora toda la gama cuenta con fijación para asientos de niños ISOFIX y sensor de estacionamiento trasero (parking sensor).

En cuanto a equipamiento interior, la motorización Diesel LTZ (7 asientos), viene con columna de dirección con regulación en altura y profundidad, asiento del conductor con regulación en altura eléctrica, volante forrado de cuero y varios compartimientos portaobjetos.

Además, cuenta con los comandos del control de velocidad crucero y de la radio (sistema de sonido con CD y MP3 con 8 parlantes en esta versión), los espejos regulables eléctricamente desde el interior. También, posee espejo retrovisor central del tipo fotocromático (para evitar encandilamiento), climatizador automático y computadora de a bordo. Esta versión cuenta con la luneta trasera con apertura independiente del portón, que facilita las maniobras de carga y descarga.


En relación al equipamiento de seguridad, cuenta con zonas de deformación programada que contribuyen a generar un habitáculo más seguro. Dispone de ABS con distribución electrónica de la fuerza de frenado (EBD) que maximiza el control del vehículo en el momento de frenar en todo tipo de superficies que está disponible de serie en todas las versiones. Además, se destaca en la versión LTZ el doble airbag frontal, airbag cortina e incorpora el airbag delantero lateral. También agrega la función TSA (Control de estabilidad de Chasis asistida) al control de estabilidad que agrupa DCS, (Sistema de control de descensos), TCS (Control de estabilidad remolque) y HBA (Asistencia hidráulica al frenado).

La Chevrolet Captiva posee el sistema “All Wheel Drive on Demand”. En condiciones de circulación normales, esta SUV funciona como un vehículo con tracción delantera. Sin embargo, si las ruedas delanteras pierden adherencia y comienzan a patinar, el sistema inteligente envía automáticamente, y en forma instantánea, tracción a las ruedas traseras.